Es posible que si estas leyendo esto, te hayan limitado o hayas escuchado hablar de las limitaciones que realizan las bookies, no te preocupes, aquí encontrarás la respuesta que estás buscando, hemos querido centralizar toda la información acerca de las limitaciones en un mismo post… ¡Estás en el sitio correcto!

Lo primero que queremos que leas es lo siguiente: a todos nos limitan. No, no eres un caso extraño ni las casas de apuestas la han cogido contigo, ya sea haciendo una estrategia de apuestas deportivas o haciendo surebets, te limitan, es algo muy común en la industria y que podríamos crear un libro si limitar es legal o no.

Definamos el porqué limitan; A las casas de apuestas no le gustan los jugadores ganadores, por lo que su mecanismo de defensa es limitar a aquellos jugadores que son más listos que las casas de apuestas. ¡Ojo! Queremos recalcar algo, no por ser ganador limitan, limitan al ejecutar movimientos o entrar en determinados mercados en los que la casa de apuesta se da cuenta que estás siendo más listo que ellas.

Dos ejemplos muy claros son:
– Cuando somos mejores pronosticando que las propias casas de apuestas
– Cuando nos aprovechamos de la falta de eficiencia a la hora de ajustar sus cuotas, es decir, haciendo arbitraje deportivo.

En ambos ejemplos, las casas de apuestas acabarán limitando. Y ahora es posible que te preguntes si hay una duración determinada para que las casas te limiten y la respuesta es no, puede que a un jugador una casa X lo limite en 2 semanas y a otro jugador, la misma casa X lo limite en 2 horas… ¡no hay un tiempo exacto!



Tipos de limitación

Por importe apostado; la mayoría de las casas de apuestas te limitan a una determinada cantidad por apuesta. A la hora de ejecutar la apuesta te saltará un aviso en el que el importe máximo por apuesta es X€, ¡Felicidades!, la casa de apuesta te ha limitado querido amigo.

Por beneficio potencial; determinadas casas limitan a beneficio potencial, sin importar cual sea tu cantidad de apuesta, si no el máximo que puedes ganar. Un ejemplo puede ser que estemos limitados a un beneficio potencial de 40€, si entramos a una cuota 2 podremos apostar 20€, sin embargo, si entramos a un cuota 1,15 podremos apostar 34,78€.

Limitación a cero; aunque se produzca en pocas ocasiones, existen casas de apuestas que limitan a cero a los jugadores, lo que significa que no pueden apostar a ningún mercado que ofrece la casa de apuesta.



¿Qué hacer cuando nos limitan?

Podremos utilizar más casas de apuestas. En España existen más de 30 casas de apuestas con licencia, muchas de ellas son clones de otras, por lo que tienen los mismo mercados las mismas cuotas e incluso la misma interfaz, simplemente cambian los colores.

En el caso de que estemos haciendo arbitraje deportivo o surebets en directo y nos hayan limitado por importe apostado o por beneficio potencial, podremos seguir apostando, solo que para seguir manteniendo la rentabilidad que teníamos antes de ser limitados, debemos aumentar el número de operaciones.

Además, podremos asesorar a nuestros amigos o familiares acerca de lo que venimos haciendo, si somos rentables haciendo surebets pero las casas de apuestas nos han limitado nuestras cuentas, podremos asesorar a nuestro círculo más cercano para que esa rentabilidad no se frene en seco y además ellos puedan ganar con tu asesoría.


Hay muchas soluciones para las limitaciones, solo debes conocer la experiencia de otros usuarios o los cientos de alumnos de Jobbet, a los que las casas de apuestas ya los han limitado, pero su negocio no ha dejado de funcionar, las limitaciones no son el fin del camino.